Palabras bipolares

Palabras bipolares

Son los días tristes en lágrimas derramadas sin razón. Las dolorosas heridas supurantes de mi alma inútil. Un puñal traspasando, destazando cada centímetro de mi piel. Sollozando en habitaciones solas, dejando que se cuele la muerte ladina. Pero mis otros tiempos son saludables de sonrisas bienvenidas. Llameantes alas de mi lengua con mucho que decir, ideas coherentes de mi mente inquieta, confundiendo a los cerebros no capacitados. Saboreando las brisas matinales y sin riñas. Correrías en exceso optimistas, son mi labor. Sin embargo, caigo en precipicios sin fondo, abatiendo mi ánimo en el descenso, ansiando el suelo en el cual ha de estrellarse.